• Alcanza ‘Memo’ Pérez oro para México •

© Candidman

Ciudad de México  (20 agosto 2008).- México experimentó la máxima alegría que otorgan los Juegos Olímpicos al ver en lo más alto la Bandera y escuchar a todo pulmón el Himno Nacional tras ganar su primera medalla de oro desde Sydney 2000.

El taekwondoín michoacano Guillermo Pérez se coronó campeón olímpico en la categoría -58 kilogramos, al imponerse al dominicano Yulis Gabriel Mercedes en una batalla que paró el corazón de los mexicanos al otorgarse la victoria por decisión de los jueces tras el empate después de cuatro rounds.

“Cumplí con mi sueño… Gracias a todo mi equipo, a mi familia”, dijo emocionado el luchador del estado de Michoacán, de 28 años de edad. Fue una Final cardiaca, que la he trabajado toda mi vida. Este es un triunfo para todos los mexicanos, para mi País y toda mi gente”.

El combate contra el representante de República Dominicana se desarrolló en medio de tensión con parciales de 0-0, 1-0 y 0-1, con score final de 1-1. Tras un cuarto round de desempate -con categoría de punto de oro- que terminó 0-0, fueron los jueces quienes tenían el poder de decidir qué peleador era el vencedor, y lo hicieron en favor del mexicano.

“Me siento muy emocionado, estoy extasiado, es (el triunfo) para todos los que me apoyaron y yo creo que México va a obtener más medallas. La vibra fue la que me ayudó a salir adelante, no tengo palabras para expresar lo que siento.”, dijo el flamante campeón al cruzar la zona mixta.

El Presidente se comunicó vía celular con el campeón olímpico para felicitarlo tras su dramática victoria en el Gimnasio de la Universidad de Ciencia y Tecnología de Beijing.

“El Presidente de México (Felipe Calderón) me llamó y me dijo: ‘eres el orgullo de nuestro País'”, añadió Pérez.

En el combate, Guillermo se puso adelante hasta el segundo episodio con una patada de costado que pegó en el peto del dominicano.

El tercer round no fue apto para cardiacos cuando a 20 segundos del final, el dominicano conectó una patada con un giro para igualar la puntuación y mandar a la definición por punto de oro, aunque al final fueron los jueces quienes dieron la victoria.

Pérez contó con el apoyo de un numeroso grupo de mexicanos en la tribuna que no paraba de apoyarlo y que festejó en grande el triunfo.

Tras celebrarse la ceremonia de premiación de las damas, los cuatro medallistas masculinos en la división de -58 kilogramos fueron llamados al centro para recibir sus preseas de manos de autoridades olímpicas.

Los gritos de “¡México, México!” acompañaron a los taekwondoínes camino al centro del escenario para una ceremonia muy emotiva.

Los primeros en recibir su metal fueron Mu-Yen Chu de China Taipei y Rohullah Nikpai de Afganistán que se llevaron el bronce, posteriormente el dominicano Yulis Gabriel Mercedes se colgó la medalla de plata, para que finalmente y de manera emotiva Guillermo Pérez se inclinara para que le fuera puesta su medalla de oro, que lo acredita como campeón olímpico de Beijing 2008.

De inmediato se pidió respeto a los asistentes para escuchar el Himno Nacional Mexicano, apenas comenzó éste, el gimnasio se unió en una sola voz cuando las decenas de paisanos presentes hicieron que el ‘Grito de Guerra’ se escuchara en toda China.

El subcampeón mundial dejó en el camino al británico Michael Harvey, a quien derrotó en punto de oro en la primera ronda, al afgano Rohullah Nikpai al que superó por 2-1 en los Cuartos de Final y al representante de Tailandia Chutchawal Khawlaor 3-1 en la Semifinal.

México suma su segunda medalla en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, Paola Espinosa y Tatiana Ortíz con bronce en clavados sincronizados desde la plataforma y ahora Guillermo Pérez en taekwondo.

Víctor Estrada, Óscar Salazar e Iridia Salazar son los otros tres medallistas en la historia del taekwondo como deporte olímpico oficial.

La medalla de Pérez, es la primera en varones desde que las obtuvieran en Los Ángeles 1984, Ernesto Canto y Raúl González, y la primera de ese metal para México desde la obtenida por Soraya Jiménez en Sydney 2000.

México despertó con un nuevo campeón olímpico, una excelente noticia que retumbará por todos los rincones del País.

Hay preferencias

Cuando Guillermo festejaba, desde la tribuna le lanzaron una bandera de México que uno de los voluntarios le arrebató de las manos al campeón, luego otra bandera llegó al medallista quien no dejó que se la quitaran para festejar su triunfo.

Los volutarios trataron de impedir que Pérez diera la vuelta para festejar, aunque el mexicano caminó con la bandera en alto sin hacer caso a las indicaciones.

Momentos antes, a la competidora china, quien también ganó el oro, la dejaron dar vueltas con la bandera en alto.

 

header_post

 

© Candidman

 

© Candidman

 

© Candidman
Agosto 20, 2008.

 

Anuncios